Gracias señor Presidente.

Miembros del Gobierno Foral.

Biltzarkideok.

Egunon, buenos días.

Hoy se inicia una nueva etapa institucional en el Territorio Histórico de Álava.

Mis primeras palabras, en nombre del Grupo Socialista, quiero que sean de agradecimiento a quienes nos han votado en las elecciones del 24 de mayo, a quienes se han comprometido con nosotros y nosotras a defender y desarrollar los valores y proyectos socialistas para acercarnos a una sociedad con más igualdad, solidaridad y justicia social. En su representación estamos aquí y a ellos nos debemos. A ellos y ellas les rendimos cuentas en primer lugar, y de ellos y ellas deseamos que sientan el orgullo de recibir un trabajo bien hecho por nuestra parte.

Quiero que mis siguientes palabras sean para los ciudadanos y ciudadanas que atraviesan dificultades económicas, falta de empleo, de atención social; para anunciarles el compromiso que en esta legislatura hemos asumido y vamos a seguir asumiendo, el de trabajar para superar la crisis económica, redistribuir mejor desde lo público los recursos de una economía que es de todos y crear oportunidades a las políticas de igualdad social.

HACER DE ALAVA

Los socialistas somos parte de una izquierda que se compromete con las personas y con los problemas de nuestro tiempo. Somos una izquierda transformadora, una izquierda que propugna y realiza reformas, que busca espacios de entendimiento y acuerdo entre diferentes para avanzar juntos y para fomentar la mejor convivencia en una sociedad que por estar recorrida por conflictos de intereses, y por el pluralismo político, además de exhibir la diferencia, también necesita demostrar entendimiento y acuerdo.

Señorías, los socialistas llegamos a este Pleno para la Investidura de Diputado General, y antesala de la formación de un nuevo Gobierno, con el compromiso contraído con nuestros electores y con el sentido de la responsabilidad y la experiencia de un partido, de una organización, con 136 años de historia, la mayor historia de cuantos existen, siempre al servicio de una sociedad mejor.

Señalo y subrayo esto para afirmar que los socialistas estamos y estaremos sólo comprometidos con las causas, con el contrato contraído con la ciudadanía. Las herramientas que para proteger y desarrollar esas causas vayamos conformando serán sólo instrumentales y, en cierto modo, secundarias. Por supuesto, que temporales y, además, si no funcionaran fungibles.

En la memoria colectiva y en las expresiones populares, existe un cierto convencimiento de que producidas las correspondientes elecciones, las que toquen, en nuestro caso las Forales, los programas políticos se archivan, y aquello que se formuló como un contrato social con los votantes, pasa al olvido. En ese pensamiento y expresión popular no falta razón, hay episodios, algunos tan recientes, que todavía están vigentes que así lo avalan, pero esto no tiene por qué perpetuarse, ni tiene porque generalizarse.

La mejor manera de aseverarlo es ver cuáles fueron en campaña electoral nuestros compromisos y hoy, pasadas las elecciones, qué queremos hacer con aquellos compromisos.

Unos compromisos que se iniciaban con una apelación a ofrecer una política diferente, que no defraudara y que recuperase el prestigio que debe tener.

Compromisos que continuaban con hacer una política responsable, realista, de acuerdos, con garantías de cumplimiento, eficaz y rigurosa, y que se resumía en la siguiente expresión:

El socialismo no es una oferta política para fomentar y estimular el enfado y terminar entreteniendo a la ciudadanía. Nuestros pasos, nuestros acuerdos, nuestros logros, unas veces serán más pequeños y otras más grandes, pero serán medibles porque contienen y contendrán resultados evaluables.

Unos compromisos que continuaban con la determinación de volcar nuestra fuerza política en la reactivación económica para la creación de empleo en condiciones dignas y ofrecer unos servicios públicos de calidad.

IMG_4184

En nuestro contrato programa nos comprometimos con defender el Territorio Histórico de Álava ante las Instituciones comunes de Euskadi y España. Exigiendo las correspondientes inversiones y actuaciones.

Nos comprometimos con la transparencia a través de una agenda abierta. Con la transparencia en la Administración, en las contrataciones, en las subvenciones o expedientes urbanísticos.

Con la evaluación de las políticas públicas para confirmar el grado de cumplimiento.

Con la participación ciudadana.

Con reducir la confrontación política en favor del entendimiento entre diferentes.

Con el control fiscal a los cargos públicos.

Con extender la igualdad.

Con la laicidad.

Señorías.

Desde que se celebraron las elecciones hemos venido trabajando para tratar de convertir el compromiso de los objetivos programáticos y el valor de los votos en nuevas oportunidades para su consecución.

Enseguida explicaré cómo hemos llevado todo esto a un principio de acuerdo político, pero antes quiero enmarcar cómo se ha producido ese acuerdo.

Señorías.

Los socialistas estamos conformado un acuerdo con el Partido Nacionalista Vasco.

Un acuerdo que no garantiza la completa estabilidad institucional, al no alcanzar su suma la mayoría absoluta, pero que la busca, y que supera sensiblemente la mayoría de Gobiernos anteriores, por tomar alguna referencia lógica y cercana. Una suma que supera al anterior gobierno a lo largo de la legislatura, sobre todo en actitud política, porque no nace para instalarnos y recrearnos en el aislamiento y en el incumplimiento de los acuerdos de estas Juntas Generales.

Una estabilidad de la que nos hacemos copartícipes exactamente en lo que representamos, en la porción que nos ha asignado la ciudadanía.

Un acuerdo que suma 18 de 51, y que va a necesitar ampliar el diálogo y el entendimiento con todas las demás fuerzas políticas, a las que tendemos la mano.

Un acuerdo que va a estar sometido a consideración y evaluación de los demás. A su ampliación y mejora en el día a día de la actividad parlamentaria mediante el diálogo para reforzar mayorías.

Los socialistas queremos que este Parlamento, las Juntas Generales, recuperen la esencia del mejor parlamentarismo, proponer, debatir, acordar, actuar, cumplir y rendir cuentas.

Por ello, participamos de un principio de acuerdo al que queremos hacer la marca de la dignidad y de la nobleza, afirmando que no tenemos vocación ni de trinchera, ni de resistencia. Los socialistas no vamos a cavar para resguardarnos, ni vamos a aguantar para que pasen los días. Nuestra voluntad no es estar, es ser y saber. Ser útiles, y saber servir a quienes representamos.

Compartir un Gobierno, también tiene limitaciones, también tiene un significado de renuncia temporal sobre aspectos partidarios que dividan a sus componentes. Es evidente que con la búsqueda del acuerdo sumamos esfuerzos y objetivos, pero que no fusionamos ideologías, ni determinados aspectos programáticos. Esto se puede ilustrar recordando que los socialistas no somos independentistas, y los nacionalistas no son federalistas. O recordando que en política económica, social, o institucional tenemos notables diferencias. Por eso, mientras dure este acuerdo ambos nos tendremos que respetar en estos aspectos entre otros. Nos tendremos que respetar desde la iniciativa propia, y también desde la ajena. Porque gobernar en estas circunstancias es construir, crear, sumar, y si esto es lo prioritario, esto es lo que hay que preservar, esto es lo que hay que saber cuidar.

IMG_4206

La política tal como la concebimos nosotros y nosotras, es un espacio de organización de la sociedad, de regulación y redistribución de sus bienes, de su disposición, y esto se hace desde la legitimidad de las mayorías articuladas democráticamente. Mientras seamos capaces de hacer funcionar esas mayorías estaremos en la gobernabilidad, cuando eso no sea posible serán otros quienes deban presentar, proponer y hacer funcionar la alternativa.

Estar en un Gobierno no es una obligación irrenunciable. Sí es una contribución a que la Institución funcione, hasta ahí llega nuestro compromiso.

Señorías, el Territorio Histórico de Álava está plagado de necesidades. La labor política del Gobierno con el que nos comprometemos debe estar plagada de oportunidades, sólo de ahí nacerán los medios para las soluciones.

Por esta razón entre otras en el principio de acuerdo que hemos alcanzado con el Partido Nacionalista Vasco, hemos empezado por priorizar los compromisos políticos con la ciudadanía.

La recuperación de la economía, especialmente de su industria como elemento tractor para el empleo estable y de calidad, es el objetivo número uno.

De su mano aparece la recuperación de los servicios públicos y de los servicios sociales a fecha de hoy, y desde la pasada legislatura, sensiblemente recortados y, también, en su calidad deteriorados.

La recuperación de las inversiones públicas para avanzar en el equilibrio y cohesión territorial también está entre las prioridades del pacto.

La colaboración interinstitucional con Ayuntamientos, Cuadrillas y Concejos, y también con Gobierno Vasco es otro de los ejes determinantes de este acuerdo político.

La implicación de la ciudadanía en la política mediante su participación constituye una de las garantías de que estos objetivos son alcanzables.

La transparencia en la acción política de las instituciones será una de las claves de impulso de la participación y control ciudadano.

Señorías.

La legislatura ya ha empezado y no hay tiempo que perder.

A la investidura le sucederá el Gobierno y cuando tome posesión ya tendrá iniciativas para poner en marcha.

La primera, la convocatoria de una mesa política con agentes económicos y sociales donde acordemos bases comunes para el impulso de la economía alavesa.

La segunda, un plan de apoyo a la industria donde se contemplen las acciones de gestión de suelo industrial, de modernización de polígonos industriales, de ayuda a nuevos proyectos de inversión, de ayuda al mantenimiento y crecimiento de los existentes.

La tercera, un plan de empleo interinstitucional con especial atención a las zonas de mayor desempleo y colectivos con más dificultad de inserción laboral, como son las personas de más de 45 años y nuestra juventud.

Queremos que en Álava se fomente la contratación indefinida de colectivos con especiales dificultades para su inserción en el mercado laboral.

Queremos disponer del talento, de la alta cualificación.

Queremos desde la colaboración interinstitucional, implantar un servicio centralizado de emprendimiento y gestión empresarial.

Queremos impulsar la formación profesional, el apoyo a la formación dual.

Queremos que la institución no sea un obstáculo para que los autónomos que han perdido sus negocios por la crisis puedan disponer de una nueva oportunidad.

Queremos que las asociaciones puedan disponer de financiación estable, a partir de la homologación de sus actividades, en la medida en la que cubran los servicios donde la administración no llega.

Queremos ser ambiciosos con la fuente de economía y empleo que supone el turismo, implementando actividades que promocionen el comercio, la hostelería, la cultura, el ocio, la naturaleza, con especial interés en el ecoturismo y el turismo verde, buscando nuevos escenarios y actividades que supongan un aumento de la riqueza de una forma cohesionada en todo el Territorio.

Queremos hacer muchas cosas y la mayoría de esas cosas requieren recursos porque son inversiones, inversiones en promoción económica, en protección social, en el sector primario, en el equilibrio y cohesión territorial, en cultura, en deporte, en euskera, en juventud, en medio ambiente, en infraestructuras viarias, en movilidad.

Por eso no hemos olvidado el capítulo de los ingresos.

Necesitamos recursos añadidos y estos tienen cinco fuentes de procedencia, la de la fiscalidad regulada, la de la lucha contra el fraude fiscal, la de las inversiones que tenemos pendientes con otras instituciones, la de la colaboración interinstitucional, y la del propio crecimiento económico.

Sobre las cinco fuentes, el programa acordado tiene acciones previstas. He explicado algunas que se refieren al crecimiento económico, también a la colaboración interinstitucional, quiero explicar las demás.

En el objetivo de la lucha contra el fraude fiscal, la ciudadanía que atiende cívicamente sus impuestos que es la mayoría, debe saber que hemos acordado, cuantificar objetivos en la lucha contra el fraude fiscal, que vamos a incrementar mediante una convocatoria de plazas los recursos humanos para su prevención, que vamos a modernizar, adaptar y adquirir mejores herramientas informáticas.

En el objetivo de disponer de más ingresos para hacer más políticas públicas, la ciudadanía debe saber que existen y donde están.

Están en la potenciación del aeropuerto de Foronda, en recuperar las 24 horas de servicio, en recuperar el puesto de inspección fronterizo, en desarrollar más servicios complementarios para la actividad de mercancías, en recuperar la actividad de vuelos de pasajeros, en desarrollar una estrategia complementaria de servicios y de ofertas entre los aeropuertos vascos.

Más ingresos están en las obras sin ejecutar del Tren de Alta Velocidad.

En el desarrollo logístico entre Arasur, Jundiz, Foronda, el Puerto de Bilbao y esa instalación de estación intermodal de mercancías en Jundiz, que está tardando en llegar y que la vamos a reclamar.

Señorías.

Hay más ingresos que nos tienen que llegar de los presupuestos del País Vasco para la ampliación de líneas del Tranvía en Vitoria-Gasteiz.

Señorías.

Necesitamos más recursos y nuestro compromiso político pasa por tomar medidas que los consigan. Sabiendo que las más importantes de todas, las mejores y las más duraderas serán aquellas que provengan del crecimiento económico y con el del crecimiento del empleo.

Por eso queremos volcarnos además de con todo lo señalado, con el sector primario, con el apoyo al sector bodeguero de Rioja Alavesa, con la promoción de esa calidad que se da en Álava y que constituye un enorme valor añadido.

Con el apoyo a la incorporación de jóvenes agricultores.

Con la creación de un polígono agroalimentario.

Con la mejora y modernización de los regadíos.

En el acuerdo entre el Partido Nacionalista y el Partido Socialista tenemos un proyecto para Álava, un proyecto que abarca a todos y a todas.

Un proyecto cargado de inversiones que produzcan una mejor calidad de vida colectiva.

NUEVO LOGO PSE-EE

Un proyecto en el área de Servicios Sociales para:

  • Desarrollar más y mejor la ley de dependencia, generando empleo y dignificando la vida de las personas dependientes.
  • Para una mejor atención en domicilio de las personas mayores de 80 años.
  • Para incrementar el número de plazas residenciales.
  • Para mejorar la atención de los centros de día.
  • Para hacer una oferta pública de empleo en el I.F.B.S.
  • Para hacer frente a la violencia machista.
  • Para recuperar políticas de cooperación al desarrollo.

Un proyecto en el área del Sector Primario para:

  • Hacer un plan especial de Caminos Rurales y otras infraestructuras como pistas forestales.
  • Para impulsar la creación de empleo en el sector forestal.
  • Para ayudar al desarrollo de los seguros agrarios.

En el área de Equilibrio y Cohesión Territorial

  • Para ayudar a la incorporación de Treviño en Álava.
  • Para mejorar la planificación de necesidades del conjunto del Territorio.
  • Para desarrollar la cobertura tecnológica por todo el Territorio.
  • Para revisar la sociedad pública Arabako Lanak y recuperar las políticas de agua y rehabilitación de cascos históricos.
  • Para apoyar la gestión de las entidades locales y mejorar su asesoramiento.
  • Para fortalecer el parque central de bomberos y la regulación de la gestión del servicio de Prevención y Extinción de Incendios.

En el área de Cultura:

  • Para fomentar la creación cultural.
  • Para promocionar la red Foral de Museos, avanzando en la progresiva gratuidad de visitas.
  • Para la continuidad del trabajo del Valle Salado de Añana y de la Fundación Catedral Santa María y extenderlo al resto del Territorio, buscando nuevos escenarios turísticos.
  • Para mejorar la financiación de actividades culturales y deportivas, que potencien Álava como referente y atractivo destino cultural y de ocio.

En el área del Deporte:

  • Para fomentar el deporte con especial incidencia en el deporte escolar, en el deporte no profesional y en el femenino, como forma de que tenga el reconocimiento debido.
  • Para colaborar con clubes deportivos y centros escolares en la mejora y preparación de los especialistas encargados de la atención deportiva.
  • Para potenciar la gestión de la Fundación Alvide en el desarrollo del deporte de alto rendimiento.
  • Para la impulsar a nivel nacional e internacional el campo de regatas de Legutiano.

En el área de Euskera:

  • Para facilitar la convivencia lingüística y cohesión social
  • Para dotar adecuadamente la convocatoria de proyectos y programas de promoción de uso de Euskera.
  • Para apoyar y promocionar los medios de comunicación social editados en Euskera.
  • Para mejorar la colaboración con las Cuadrillas de Álava en la promoción de uso de Euskera.

En el área de Juventud:

  • Para la creación de un consejo de Participación Joven de Álava donde se consulte y valore sobre las políticas que desarrolla la Institución.
  • Para redefinir mediante la implantación de nuevas metodologías y sistemáticas de trabajo, el Centro Territorial de Información y Documentación Juvenil.
  • Para dar oportunidades de empleo y futuro a nuestros jóvenes.

En el área de Medio Ambiente:

  • Para mejorar la gestión del ciclo integral del agua.
  • Para desarrollar un nuevo plan Integral de Gestión de Residuos de Álava 2017-2026, donde se contemplen infraestructuras de gestión, la extensión del quinto contenedor, el compostaje, el tratamiento de residuos en el ámbito empresarial, en el familiar, en la integración paisajística de contenedores o en la mejora de la red de Garbigunes.
  • Para apostar por las energías renovables.
  • Para que Garoña se mantenga cerrada y se paralice el fracking.
  • Para elaborar un plan de gestión de parques naturales que aproveche toda su potencialidad.

En el área de Infraestructura Viaria y Movilidad:

  • Para revisar el PICA y la Norma Foral de Carreteras promoviendo infraestructuras adecuadas a las necesidades.
  • Para revisar el Plan de Transporte Interurbano y corregir las deficiencias observadas en el mismo.
  • Para mantener las políticas socialistas en ayudas al transporte universitario y los peajes sociales.
  • Para coordinar la Autoridad del Transporte en Álava.

CUESTIÓN DE PRIORIDADES

Señorías, hay un proyecto para el Territorio Histórico de Álava, hay un compromiso de recuperación económica y social para Álava, hay un interés por compartir la estabilidad institucional, hay un compromiso de hacerlo juntos Partido Nacionalista y Partido Socialista, y todo ello nos lleva a apoyar la investidura del candidato a Diputado General, Ramiro González, y a compartir los objetivos señalados.

Una investidura que la realizamos con un principio de acuerdo programático sobre las bases que ya he relatado, pero que a fecha de hoy no se ha cerrado, por lo que tras la investidura reanudaremos las conversaciones. Espero y deseo que todo lo avanzado se respete y constituya el cuerpo del acuerdo.

En este Pleno de Investidura la candidatura del señor González no es la única. Irabazi ha decidido presentar a su candidato.

A él y a su formación política le saludo con respeto, aunque no le deseo un resultado positivo porque la opción que represento trabaja por otra diferente. Pero sí quiero aprovechar para recoger la parte positiva de esta presentación.

Quien quiere liderar es porque quiere asumir responsabilidades. Y se puede liderar recibiendo el apoyo explícito o sumando en un liderazgo múltiple, compartiendo entre diferentes, en un espacio como el que representa nuestro acuerdo.

Espero y deseo que en ese camino y horizonte, con ustedes y con todos los demás, podamos encontrarnos combinando la aplicación del programa acordado con las aportaciones, incorporaciones y mejoras que podamos convenir.

Señorías.

Quisiera terminar con una última reflexión.

En política siempre hay algo de renuncia, un cierto ejercicio de pérdida de memoria para avanzar, de generosidad, de altura de miras, de futuro y de utopía, sobre todo si la política es para las personas, es para el interés colectivo, es para la igualdad, es para la promoción de las oportunidades.

Los socialistas con este acuerdo renunciamos a poner por delante el interés exclusivo del Partido, y nos comprometemos con el interés colectivo, con el interés general.

Los socialistas, con este acuerdo, hacemos una cierta pérdida de memoria, para que la gestión negativa reciente de esta Institución no pese más que su futuro, y no tenga por qué condicionar que si las ideas para ese inmediato futuro son buenas y los objetivos también, no haya prejuicios para sumar.

Los socialistas con este acuerdo queremos aportar la generosidad necesaria para arriesgarnos a colaborar activamente entre diferentes, en beneficio de una estabilidad institucional que sirva para ir saliendo de la crisis.

Los socialistas queremos actuar con altura de miras, desafiando a las adversidades, negando a los poderosos que nos hayan ganado la partida aunque nos la hayan puesto difícil. Apostando por la economía productiva frente a la especulativa. Reconstruyendo puentes para la ilusión, la esperanza. Sumando todas las manos, sin mirar los colores, para ganar al futuro lo que el pasado nos ha querido robar, parte de las conquistas y derechos alcanzados colectivamente, así como la utopía de una sociedad más recorrida por la igualdad, la solidaridad y la justicia social, los valores del Socialismo Universal.

Muchas gracias.