RESOLUCIÓN POLÍTICA

CONGRESO EXTRAORDINARIO

PSE-EE DE ÁLAVA

27-9-2014

 

Los socialistas y las socialistas alaveses celebramos este Congreso Extraordinario con el objetivo de renovar y poner a punto la nueva dirección del Partido. Este proceso que hoy culmina tiene por delante dos grandes tareas:

  • Mejorar e incrementar la influencia socialista en las acciones y decisiones políticas.
  • Preparar las elecciones municipales y forales.

En la actualidad, Álava y Vitoria, gracias a la alianza PP-PNV y PP-BILDU, únicamente son noticia por liderar el paro en Euskadi. Por las declaraciones racistas y xenófobas del Diputado General y el Alcalde. Por la ausencia de proyectos de interés general.

Álava también es noticia, por el desmantelamiento del aeropuerto de Foronda; por el continuo intento de reabrir la central nuclear de Santa María de Garoña; por tener estancado el desarrollo de la infraestructura del Tren de Alta Velocidad.

Al tiempo que el Gobierno de España del PP abandona las inversiones en Álava, se enfrenta a la mayoría de la ciudadanía con su apuesta nuclear, o reduce oportunidades al territorio con el recorte y cierre de servicios en el aeropuerto, el Gobierno Vasco del PNV no se queda atrás en la competición por quién lo hace peor, y se muestra ausente, sin reacción, ante los problemas económicos y sociales que sufre la ciudadanía; ante las continuas embestidas del PP al autogobierno.

En esta situación resulta llamativo que PNV y BILDU, dos formaciones políticas aparentemente opuestas al PP, y que además ocupan un teórico papel de oposición, dispensen tanto apoyo a cambio de nada, a cambio de acuerdos tan vergonzantes que no se hacen públicos en el Ayuntamiento de Vitoria-Gasteiz, y en la Diputación Foral de Álava.

PEOR NO SE PUEDE GOBERNAR

El Alcalde y el Diputado General, han desafiado a toda la sociedad y a todos los partidos. Lo han hecho provocando y fomentando la intolerancia con el diferente, apoyando recortes de todo tipo, incluso anunciando una bajada de impuestos, cuando gracias a la reforma fiscal impulsada por los socialistas ha mejorado la recaudación publica.

Mientras tanto, en Álava hay miles de personas buscando un empleo, miles de jóvenes en busca de su primera oportunidad, miles de pensionistas y de desempleados con escasez de recursos, miles de niños amenazados de pobreza, familias desahuciadas, empresarios arruinados, autónomos sin actividad.

LA ECONOMÍA ALAVESA NO FUNCIONA

La economía alavesa está estancada, el dinero no se presta porque no hay demanda de préstamos para impulsar actividades, y todo lo que se le ocurre al PP es que le sobra el dinero público para atender a tantas necesidades ciudadanas.

Será difícil encontrar una manifestación de mayor desidia y desprecio hacia tantas personas que lo están pasando muy mal. Y será cada día más difícil entender que PNV y BILDU, estén sosteniendo estos gobiernos, estén soportando a los líderes de estas antipolíticas sin rechistar.

El Territorio Histórico de Álava merece salir de estos callejones sin salida a donde nos guía el nacionalismo excluyente, la derecha asfixiante y el populismo sin contenido.

Los socialistas ni hemos permitido ni vamos a permitir que estas políticas pasen desapercibidas. Vamos a intensificar nuestra oposición, nuestra visibilidad como oposición y nuestras alternativas.

LOS PRESUPUESTOS

Los próximos presupuestos se tramitarán con más ingresos, y por lo tanto con dinero que puede invertirse y gestionarse en más proyectos. Los socialistas vamos a proponer que todo ese dinero disponible vaya a la creación de empleo, la atención a las necesidades sociales y al impulso de la inversión pública y privada, porque queremos salir de este pozo negro al que nos ha metido el PP y sus dóciles y sumisos apoyos.

ELECCIONES MUNICIPALES Y FORALES

Serán las primeras elecciones locales que celebremos sin la amenaza de ETA. Las primeras que podamos dedicar, como triunfo de la democracia y como homenaje, a quienes en el ámbito local y territorial fueron asesinados.

Unas elecciones no exentas de riesgos por el intento del PP de alterar en su beneficio el sistema de elección de alcaldes y alcaldesas. Alteración a la que ya nos hemos opuesto hasta que sea retirada.

Las elecciones municipales y forales son decisivas para que las políticas públicas sigan caminando o por la senda del recorte como practica la derecha, o por la de la inversión en oportunidades y en igualdad, como practicamos los socialistas.

El socialismo alavés es el único proyecto que puede garantizar la inversión en oportunidades y en igualdad. Lo hemos hecho, sabemos hacerlo, lo hemos defendido, lo seguiremos defendiendo. Una política que tendrá más garantías cuantos más ciudadanos y ciudadanas quieran hacerlo con nosotros y nosotras. Y esta será una de las grandes tareas que tendremos tras este Congreso, poner a punto nuestra oferta de compromiso con la ciudadanía, hacerles llegar la oferta para compartirla, y ofrecerla con el trabajo de todos los compañeros y compañeras, y con los liderazgos que surjan del procedimiento de primarias, y de las responsabilidades orgánicas.

ÁLAVA TIENE QUE SALIR DEL ESTANCAMIENTO Y COLOCARSE EN EL PROGRESO

Para conseguirlo hay que apostar por objetivos políticos posibles, realizables, asumibles por las Instituciones públicas. Objetivos que sean alcanzables para que no generen frustración. Objetivos irrenunciables para los socialistas como son:

  1. La creación de empleo mediante la inversión pública en infraestructuras y en mantenimiento de las mismas.
  2. La promoción pública de la creación de empleo privado congeniando con las empresas.
  3. La inversión de una parte del crecimiento de recaudación en atención a las necesidades sociales.
  4. La aprobación de la Ley Municipal.
  5. La elaboración de un Plan energético, donde se apueste por las energías renovables y por la autonomía energética.
  6. El cierre definitivo de la Central Nuclear de Santa María de Garoña.
  7. La atención pública a las personas dependientes.
  8. La recuperación del H-24, el PIF, la categoría, la internacionalización, del aeropuerto de Foronda.
  9. La exigencia al Gobierno de España de la reposición de la inversión en la línea del TAV.
  10. La defensa de las políticas de igualdad.
  11. La tolerancia cero, y la atención a las víctimas de la violencia de género.
  12. La intensificación de la lucha contra el fraude fiscal.

COMBATIR LA DESIGUALDAD

Estas políticas y otras muchas más son necesarias para combatir la creciente desigualdad. Para combatir la desigualdad creada por el injusto reparto de los recursos económicos, la mayor lacra de nuestra sociedad. La desigualdad afecta a la democracia, a la dignidad de las personas, a la libertad individual y colectiva.

La desigualdad es el mejor aliado de la insolidaridad, de la resignación, del sálvese quien pueda, y del descrédito de la política.

La desigualdad es nuestra principal enemiga y siempre nos tendrá en su contra, para combatirla y superarla.

Y para lograrlo necesitamos defender y proteger el peso y el papel del sector público en nuestra sociedad. La derecha lleva tiempo desmantelando y privatizando parte de la actividad pública, proseguirá mientras pueda, y por eso nuestro compromiso será el impedírselo y poner freno desde el papel político desde el papel político que en cada momento nos confíe la ciudadanía.

ÁLAVA NECESITA ACUERDOS

Álava no es gobernable por una sola fuerza política. No lo es hoy y no lo va a ser mañana. En Álava se necesitan acuerdos que conformen mayorías. Los socialistas queremos ofrecer esa alianza y esa mayoría en primer lugar a la ciudadanía. Queremos compartir nuestras políticas con el mayor número de hombres y mujeres, que sea posible. Los socialistas tenemos disposición al acuerdo con otras fuerzas asociativas, sindicales y políticas. Tenemos voluntad de sumar, y lo haremos cuando se den las condiciones que nosotros y nosotras también vamos a propiciar. Pero declaramos y advertimos que tenemos límites y líneas rojas. Estaremos en disposición de acordar para hacer políticas progresistas, colectivas, de amplio interés público, que fomenten la igualdad y las oportunidades. Las que no sean así nos tendrán activamente en contra.

Los socialistas nos ofrecemos a la ciudadanía para propiciar el cambio que Álava necesita. Un cambio de contenidos y de estilo, de fondos y de formas.

Un cambio para revitalizar el tejido asociativo que la derecha está arrinconando.

Un cambio para que los creadores de la cultura sean sus protagonistas. Para que el euskera sea patrimonio público en vez de un arma arrojadiza.

Un cambio para ayudar a recuperar los convenios colectivos y para ayudar a la derogación de la reforma laboral.

Un cambio para asentar una sociedad laica.

Un cambio para que no se persiga al diferente y para que no se instale la insolidaridad.

Un cambio a favor de un plan estratégico de mejora del deporte escolar.

Un cambio para fomentar la economía productiva y cerrar el paso a la especulativa.

Un cambio para que Vitoria-Gasteiz mejore su estatus de capitalidad.

Un cambio para que Rioja Alavesa tenga la proyección internacional que se merece y que algunos quieren tapar.

Un cambio para que la Comarca de Ayala mantenga su tejido industrial.

Un cambio para que la pequeña y mediana empresa pueda adquirir volumen y ofertar más allá de nuestras fronteras.

Un cambio para que los recursos y oportunidades que tenemos y adquirimos, en el arte, la promoción de la cultura, del ocio, de los recursos naturales, no se vean ensombrecidas por la tristeza y la apatía de quienes están hoy al frente de las instituciones.

Un cambio para que Álava sea visible en Euskadi, en España, en Europa y en otros lugares del Mundo.

Estos son nuestros compromisos, esta es nuestra oferta, nuestra tarjeta de presentación y el socialismo alavés está dispuesto a llevarlo a cabo.